Programa Piteas: una fórmula de aprendizaje significativo en La Salle Inmaculada

Programa Piteas: una fórmula de aprendizaje significativo en La Salle Inmaculada

El martes 4 de junio se presentaron en la sede de la Fundación Barrié los primeros resultados del Programa Piteas en el que participa el Colegio La Inmaculada de Santiago de Compostela.

Los resultados no podían ser más satisfactorios. A la sensación del profesorado, que ya manifestaba su convencimiento del beneficio en el alumnado tras tres cursos aplicando este modelo, se sumó la confirmación científica. La investigación realizada desde la USC avala que el modelo es beneficioso para el alumnado, y es que se mejora la media de las materias y del rendimiento en inteligencia verbal, no verbal y general, así como en creatividad.

El programa Piteas es una de las señas de identidad del colegio en los últimos tres años, en los que el profesorado ha estado formándose en el cambio metodológico, en oratoria y en ciencia, para poder aplicar todo esto en las aulas.

Destaca que en la rueda de prensa de presentación de los resultados estaba presente la directora del colegio Irma García representando a las direcciones de los colegios participantes, ya que el centro es uno de los siete pioneros, y en los que el grado de implicación del claustro es total. Junto a ella estaba la Conselleira de Educación, Carmen Pomar, y el presidente de la Fundación Barrié, José María Arias, quien destacó que este programa, pionero en Europa, está transformando el día a día de las aulas de los centros participantes, y que el cambio de modelo es imparable, ya que cada vez son más las familias que valoran muy positivamente la implementación de este modelo en las aulas.

El programa Piteas basa el cambio en el modelo SEM, de enriquecimiento curricular, propuesto por el profesor Joseph Renzulli, de la Universidad de Connecticut. Aunque inicialmente estaba planteado para alumnado con altas capacidades, en la actualidad el modelo se está aplicando a todo el alumnado, con unos resultados muy satisfactorios, como muestran los resultados ofrecidos por la USC, quien lleva tres años estudiando al alumnado de los centros participantes, así como de otros centros de control.

Este programa basa su actuación en tres ejes principales, la formación del profesorado, la mentorización de los centros educativos de la mano de expertos y la aplicación efectiva del modelo en las aulas. El colegio La Inmaculada fue uno de los que iniciaron este programa en la comunidad gallega y tanto el claustro como las familias muestran una gran satisfacción por los resultados obtenidos.