El H. Robert Schieler, Superior General de los Hermanos de la Salle, ha estado con nosotros en el Sector Madrid los días 11 y 12 de abril. 
El H. Robert llegaba acompañado del H. Aidan Kilty y del H. José Román Pérez, a la Casa La Salle, sede de la red de obras del Sector Madrid a eso de las 20.00h del miércoles. Un grupo de unas 120 personas entre Hermanos, Asociados y directores de la red de obras, y otro grupo más pequeño conectado por videoconferencia debido a la distancia, la comunidad de Plasencia, Gran Canaria y Tenerife, le esperaban para compartir un rato con él y enseñarle de primera mano nuestro sector. En primer lugar, se le expuso como están distribuidas las comunidades de Hermanos. Los directores del sector presentaron cada una de las obras educativas que dirigen haciendo hincapié en las acciones y proyectos que se realizan en los centros en atención a la diversidad y obra social para finalmente, presentarle la sede de la red de obras.

El H. Robert en su intervención transmitió un mensaje de alegría y optimismo destacando la importancia de los seglares en el mundo lasaliano actual como cristianos comprometidos, definiéndolos como los “nuevos actores” de la situación que nos toca vivir en nuestra institución actualmente.

El jueves, el H. Robert comenzó la mañana compartiendo la Eucaristía en la Casa La Salle, con los Hermanos de la comunidad de la Casa y los de la comunidad del Centro Superior. Se aprovechó su estancia en Madrid para que la revista Vida Nueva le realizara una entrevista.

El día continuó con la visita a La Salle Centro Universitario durante la mañana. Le recepción fue con una visita general por nuestras instalaciones, seguida de una presentación de nuestra actividad dentro de las titulaciones de Grado y Ciclos formativos, Ciencias de la Religión, Posgrado, Campus para Todos y programas de voluntariado. Posteriormente, se ha dirigido al Instituto de Rehabilitación Funcional, IRF, para conocer de primera mano todos los servicios que ofrece, y a sus profesionales.

El H. Pedro Luis Rodríguez, presidente de La Salle Centro Universitario, destacó la importancia de la misión educativa que desarrollamos en el Campus y que este año cumple 70 años.
H. Pedro Luis, le hizo entrega de la medalla institucional de La Salle Centro Universitario y junto con el Visitador del Distrito Arlep, el H. José Román, entregaron el pin institucional (una estrella de plata que simboliza al Centro), al H. Robert y al H. Aidan.

Por su parte, el H. Robert quiso cerrar esta reunión hablando de cómo el carisma de La Salle no ha cambiado desde hace 300 años, ya que se sigue dando asistencia educativa y religiosa, pero lo que sí ha cambiado ha sido la misión que se ha sabido adaptar a los nuevos tiempos.

Finalmente, en La Salle Centro Universitario se realizó un encuentro de personal y alumnado con el H. Robert. Hemos podido disfrutar de un discurso en el que, entre otras cosas, ha puesto de relieve la importancia de que toda la comunidad lasaliana trabaje en red.

Visita La Salle Maravillas

El H. Robert llegó al mediodía para empezar su visita al Colegio La Salle-Maravillas y celebrar con nosotros los 125 años de fundación de nuestro Colegio. Lo recibieron el H. Gerardo, director de la Comunidad y Juanjo Cerrajero, director del Colegio. Venía acompañado por el H. Aidan Kilty quien estuvo residiendo en Maravillas durante un año en 1990; fue un momento entrañable volver a tenerle aquí de nuevo.
Después de comer, tomó café con el equipo directivo en la Sala de Juntas. Allí compartieron reflexiones sobre nuestro día a día y el director le hizo entrega del grabado conmemorativo del 125 aniversario y firmó en nuestro Libro de Oro.

A continuación, inauguró la exposición de la Historia de nuestro Colegio que, con motivo de dicho aniversario, hemos realizado. Allí estuvo acompañado por la comunidad de Hermanos, el equipo directivo, los jefes de estudio, las personas que han trabajado en la exposición más directamente y un pequeño grupo de alumnos de 2º de Bachillerato.

Un grupo de alumnos de 2º de Bachillerato dieron una vuelta con el Superior General por la Capilla, las aulas, Infantil, el Gimnasio Maravillas, la Biblioteca y otros lugares, y pudieron compartir una hora de encuentro a solas con él y con el H. Aidan en el que hablaron de cómo ha sido su educación en Maravillas y de qué significa La Salle para ellos. No sabemos qué habló con ellos, pero el Hno. Robert nos felicitó y nos dijo que eran extraordinarios.
Tras esa “visita guiada”, toda la comunidad educativa del Colegio, le dio la bienvenida en un claustro extraordinario.

Desde aquí queremos agradecer especialmente al Hno. José Román Pérez, Visitador Titular, quien se dirigió a nosotros con profundo cariño y respeto. Él y el Superior General nos animaron a continuar nuestra trayectoria y poner ya nuestra mirada en este 126º año de vida escolar.

Para finalizar su estancia en el Sector Madrid, el H. Robert visitó la comunidad de formación de Institución La Salle. El H. Robert tuvo un bonito encuentro tanto con los hermanos jóvenes como con el resto de hermanos de la comunidad, compartiendo un rato de oración, animada por el H. Jon, que combinó cantos y salmos en inglés y español para posteriormente compartir la mesa. Durante la cena hubo tiempo para que el Superior se interesara por los procesos formativos de los jóvenes y para dialogar sobre los nuevos eventos programados para el Tricentenario

Tanto el hermano Robert como Aidan quedaron muy satisfechos por la visita a la comunidad. Se trató de un rato familiar y tranquilo en el que predominó la fraternidad frente a los discursos y actos protocolarios a los que está acostumbrado. 
Terminamos la jornada deseando al Hermano Superior General que siga disfrutando de su estancia en España y esperando volver a encontrarnos en Madrid, en Roma o en cualquier lugar lasaliano del mundo.

En definitiva, en el Sector Madrid estamos encantados con esta visita. Nos invita a la reflexión y a tratar de ser mejores cada día sin olvidar los valores de La Salle. Pero lo que de verdad queremos decir hoy es: ¡Gracias, Hermano Robert! De corazón, su visita de ayer fue un regalo y nos quedamos felices de haberle conocido y los que ya le conocíamos de volver a verle. ¡Un abrazo y vuelva a su casa cuando quiera!

LA SALLE SECTOR MADRID